6 Estrategias para Mejorar su Salud Emocional


6 Estrategias para Mejorar su Salud Emocional


Cómo se siente puede afectar su capacidad para llevar a cabo 

actividades cotidianas, sus relaciones y su salud mental en general. 

La manera en que reacciona a sus experiencias y sentimientos

 puede cambiar con el tiempo.  

El bienestar emocional es la capacidad de manejar con éxito 

las tensiones de la vida y adaptarse a los cambios 

y los tiempos difíciles. 

Estos son algunos consejos para mejorar su salud emocional


Para Desarrollar una Mentalidad más Positiva:
Recuerde sus buenas obras. 
Otórguese crédito por las cosas buenas que hace por los demás cada día.
Perdónese a usted mismo. 
Todos cometemos errores. 
Aprenda de lo que salió mal, pero no piense en ello.
Pase más tiempo con sus amigos. 
Rodéese de personas positivas y saludables.
Explore sus creencias sobre el significado y el propósito de la vida. 
Piense en cómo guiar su vida según los principios que son importantes para usted.
Desarrolle hábitos físicos saludables. 
La alimentación saludable, la actividad física y el sueño regular
 pueden mejorar su salud física y mental.



Reducir el Estrés
Todos se sienten estresados de vez en cuando. 
El estrés puede darle una avalancha de energía cuando más se necesita. 
Pero si el estrés dura mucho tiempo 
(una condición conocida como estrés crónico) 
esos cambios de «alerta máxima» 
se vuelven dañinos en lugar de útiles. 
Aprender formas saludables de lidiar con el estrés también puede
 aumentar su capacidad de recuperación.

Para ayudar a controlar el estrés:
Duerma lo suficiente.
Haga ejercicio regularmente. 
Tan solo 30 minutos al día de caminata pueden mejorar el estado de ánimo
 y reducir el estrés.
Construya una red de apoyo social.
Establezca prioridades. 
Decida qué debe hacerse y qué puede esperar. 
Diga no a las nuevas tareas si lo están sobrecargando.
Piense positivo. Tenga en cuenta lo que ha logrado al final del día, 
no lo que ha fallado en hacer.
Pruebe los métodos de relajación. 
La atención plena, la meditación, el yoga o el tai chi pueden ayudar.
Busque ayuda. Hable con un profesional de la salud mental 
si se siente incapaz de sobrellevar la situación, 
tiene pensamientos suicidas o usa drogas o alcohol 
para sobrellevar la situación.



Procurar un Sueño de Calidad
Para lograr hacer todo lo que queremos hacer en nuestros días,
 a menudo sacrificamos el sueño. 
Pero el sueño afecta tanto la salud mental como la física. 
Es vital para su bienestar. Cuando está cansado, 
no puede funcionar de la mejor manera. 
El sueño le ayuda a pensar con más claridad, a tener reflejos más rápidos
 y a concentrarse mejor. 
Tome medidas para asegurarse de dormir bien por la noche regularmente.

Para obtener un sueño de mejor calidad:
Acuéstese a la misma hora todas las noches y levántese a la misma 
hora todas las mañanas.
Duerma en un entorno oscuro, tranquilo y cómodo.
Haga ejercicio todos los días (pero no justo antes de acostarse).
Limite el uso de productos electrónicos antes de acostarse.
Relájese antes de acostarse. Un baño tibio o la lectura pueden ayudar.
Evite el alcohol y los estimulantes como la cafeína a última hora del día.
Evite la nicotina.
Consulte a un profesional de la salud si tiene problemas continuos para dormir.



Ser Consciente
El concepto de atención plena es simple. 
Esta antigua práctica se trata de ser completamente consciente 
de lo que sucede en el momento, de todo lo que sucede dentro suyo
 y todo lo que sucede a su alrededor. 
Significa no vivir su vida «en piloto automático». 
Convertirse en una persona más consciente requiere compromiso y práctica. 
Aquí hay algunos consejos para ayudarlo a comenzar.

Para ser más Consciente:
Haga unas cuantas respiraciones profundas. 
Inhale por la nariz hasta contar 4, sostenga durante 1 segundo 
y luego exhale por la boca hasta contar 5. Repita a menudo.
Disfrute de un paseo
 Mientras camina, preste atención a su respiración 
y a las vistas y los sonidos a su alrededor. 
A medida que los pensamientos y las preocupaciones entren en su mente, 
nótelos, pero luego regrese al presente.
Practique la alimentación consciente. 
Tenga en cuenta el sabor, las texturas y los sabores en cada bocado 
y escuche a su cuerpo cuando tenga hambre y cuando esté satisfecho.
Busque recursos de atención plena en su comunidad local, 
lo que incluye clases de yoga y meditación, 
programas de reducción del estrés basados 
en la atención plena y libros.



Hacer Frente a la Pérdida
Cuando alguien a quien ama muere, su mundo cambia. 
No hay manera correcta o incorrecta de hacer el duelo. 
Aunque la muerte de un ser querido puede resultar abrumadora, 
muchas personas lo hacen a través del proceso de duelo 
con el apoyo de familiares y amigos. 
Aprenda formas saludables de sobrellevar tiempos difíciles.

Para Ayudar a Lidiar con la Pérdida:
Cuídese. Intente comer bien, haga ejercicio y duerma lo suficiente. 
Evite los malos hábitos, como fumar o beber alcohol, 
que pueden poner en riesgo su salud.
Hable con amigos afectuosos. 
Hágales saber a los demás cuando necesite hablar.
Encuentre un grupo de apoyo para el duelo. 
Hablar con otras personas que también están afligidas podría ayudar.
No haga cambios importantes de inmediato. 
Espere un tiempo antes de tomar decisiones importantes, 
como mudarse o cambiar de trabajo.
Hable con su médico si tiene problemas con las actividades cotidianas.
Considere recibir apoyo adicional. 
A veces, la terapia de conversación a corto plazo puede ayudar.
Sea paciente. El duelo toma tiempo. 
Es común tener una mezcla de emociones por un tiempo.



Fortalecer las Conexiones Sociales
 Las conexiones sociales pueden ayudar a proteger la salud y alargar la vida. 
Los científicos están descubriendo que nuestros vínculos con los demás 
pueden tener efectos poderosos en nuestra salud, 
tanto emocional como física. 
Ya sea con parejas, familiares, amigos, vecinos u otros, 
las conexiones sociales pueden influir en nuestra biología 
y nuestro bienestar.

Para Construir Sistemas de Apoyo Saludables:
Establezca relaciones sólidas con sus hijos.
Manténgase activo y comparta buenos hábitos con familiares y amigos.
Si es cuidador familiar, solicite ayuda de otras personas.
Únase a un grupo enfocado en su pasatiempo favorito, como leer, caminar o pintar.
Tome una clase para aprender algo nuevo.
Ofrézcase como voluntario para las cosas que le interesan en su comunidad, 
como un jardín comunitario, una escuela, una biblioteca o un lugar de culto.
Viaje a diferentes lugares y conozca gente nueva.



Fuente de Información:
NIH National Institutes of Health
https://salud.nih.gov

Comentarios

Publicaciones mas Vistas

Trastorno Bipolar Cambios Bruscos en su Estado de Ánimo

Una Aspirina al Día para las Personas Mayores No Prolonga la Vida Sana

El Olor de la Enfermedad

Aprenda a Respirar Aire Menos Contaminado

La vida Después de una Pérdida

Aliviar el Estrés Podría Mejorar su Salud

Trastorno de Ansiedad Social ; Más allá de la Simple Timidez

Clases Grupales Reduce los Síntomas de Incontinencia Urinaria en Mujeres

Un estudio relaciona el consumo frecuente de carne roja con altos niveles de sustancias químicas asociadas con enfermedades del corazón